miércoles, 18 de agosto de 2010

¿De verdad no preparas un maratón porque tienes que entrenar más tiempo?


Cuantas veces hemos escuchado a compañeros de entrenamiento que ellos no corren un maratón porque se necesita mucho tiempo para entrenarlo en condiciones y que ellos no se lo pueden permitir, y por esa razón se quedan en diezmiles o alguna media maratón.

El caso es que si hacemos cuentas de cuánto nos lleva entrenar medio en condiciones distancias inferiores al maratón posiblemente nos sorprendamos al comprobar que en realidad hacer el entrenamiento para el maratón no exige mucho más tiempo que el necesario para preparar otras distancias.

Voy a poner un ejemplo de lo que sería el entrenamiento para un día de series.

Un día de entrenamiento para 10.000. 6 x 1.000 con 3' de recuperación. Imaginamos que nos hacemos los miles a 3.45. Esto nos da una suma de 22,5 minutos para las series. A esto hay que añadirle los descansos, es decir, 15 minutos más. Total, 37,5 minutos. Ahora un día de entrenamiento para maratón. 10 x 1.000 con 1' de recuperación. Los miles los hacemos a 4'. Nos da 40' + los 9 de las recuperaciones, 49 minutos. ¿Es tanta la diferencia?

Y luego hay que tener en cuenta que el entrenamiento para un 10.000, por ejemplo, exige como mínimo, otro día de series. Supongamos que hacemos 4 x 4 x 400 con 1 y 3' de recuperación, a 1.30 cada 400. Esto nos da 24' de carrera. A esto hay que sumarle 3 recuperaciones de 3' y 12 de 1'. Total, otros 21. Ya estamos en 45. Pero todavía hay que meterle 20' de calentamiento y 10 de enfriamiento. Total, que nos vamos a la hora diez minutos u hora y cuarto. El tiempo de estiramiento no lo cuento porque se supone que es similar en el entrenamiento de un maratón y en el de un 10.000.

Ahora nos vamos al entrenamiento de maratón. Resulta que tenemos hora y 10 minutos. En ese tiempo nos da para hacer, de sobra, un controlado de 14 km. a ritmo de 4'15 el kilómetro.

El único día de la preparación del maratón que realmente hay que invertir algo más de tiempo es el de  la tirada larga. Ese día sí que hay que echar las 2 horitas. Pero no es menos cierto que si se prepara un diezmil, algún día hay que meter la hora y media.

Y no hablo ya de entrenamientos para distancias inferiores. Para preparar un 1.500 un entrenamiento puede ser perfectamente 3 x 3 x 300 con 3 y 6' de recuperación. A 55'' el 300 tenemos, redondeando, 9' de carrera + 2 recuperaciones de 6', total 12' + 6 recuperaciones de 3', total 18'. Ya llevamos 40'. Súmale calentamiento, que para este tipo de entrenamiento es más largo, enfriamiento, etc... Total, que sin darnos cuenta nos hemos ido casi a la hora y media. ¡Peazo de controlado a ritmo de maratón que nos podemos marcar en hora y media!

¿De verdad crees que prar entrenar un maratón necesitas mucho más tiempo?

6 comentarios:

Vida RUNNER dijo...

Creo que tienes razón, con alargar las tiradas largas hasta las 2 horas o un poco más, y siendo constante en el entrenamiento se puede acabar bien un maratón. Yo espero poder terminar mi primer maratón para durante el próximo año 2011 entrenando solo 3 días a la semana y haciendo las tiradas largas de poco más de 2 horas los domingos.

Ya os contaré si lo consigo o no.

Un saludo.

Alex dijo...

Es cierto, la diferencia está en las tiradas largas.Yo solo lo comparo con la preparación a la media maratón y no es tan distinta. Quizá la diferencia sea más psicológica que otra cosa y solo las primeras veces

Trapatroles dijo...

Totalmente de acuerdo, una marathón no precisa más tiempo que una media.
La gente tiene la idea equivocada que para correr una marathón hay que entrenar de 2 a 3 horas de carrera continua. Con menos tiempo de entrene, eso sí, con la calidad de las series en pista, se prepara una marathón y con mejores resultados.

Rafa dijo...

Como soy un acrata entrenado (así me va), la única diferencia entre entrenar un maratón y otra carrera está en la tirada larga del finde, el resto de la semana hago lo mismo.

Quique dijo...

Totalmente deacuerdo, el que quiere puede y en este caso el tiempo no es problema....

Yo preparé el maratón de Donosti teniendo como tiradas largas las medias en las que competí.

Un saludo
Quique

CarLitros dijo...

Yo creo que donde exige más la preparación de un maratón es en el aspecto mental. De todos modos, a mí sigue siendo lo que más me pone, jeje.

Un abrazo